El resultado de la reunión de la presidenta de la Diputación Carmela Silva, el diputado de Cooperación Transfronteriza y vicedirector del AECT Río Minho y la alcaldesa de Tomiño ayer en Madrid con el secretario de estado de Medio Ambiente, Hugo Morán, no pudo ser más satisfactoria: “o representante estatal comprometeuse a liderar e coordinar no goberno central a posta en marcha do proxecto do parque e a nova ponte peonil transfronteiriza da Amizade entre Tomiño e Vila Nova de Cerveira”.

La delegación pontevedresa puso sobre la mesa el proyecto, explicando que se trata de una iniciativa que creará una ‘euroárea’ de 25,6 hectáreas unida por un nuevo puente peatonal y ciclista en el punto más estrecho del Miño que permitirá un espacio común público, urbano y de ocio que se constituirá en el único parque transfronterizo de la Eurorregión y de los mayores de toda Europa.

La afinidad por parte de Hugo Morán fue buena y desde el inicio se comprometió a liderar y coordinar en el gobierno español una reunión con los diferentes Ministerios y departamentos que podrían estar implicados en el proyecto, tanto desde el punto de vista de las relaciones internacionales (Exteriores), de la cohesión territorial y reto demográfico (MITECO), como de la movilidad (MITMA) -por promover desplazamientos activos-. A partir de ahí, la intención de Morán será proponer una iniciativa multidepartamental conjunta desde el gobierno español al gobierno portugués.

Morán destacó que en la actual legislatura el Gobierno español creó la Secretaría General para el Reto Demográfico con el objetivo de desarrollar la Estrategia de Cooperación Transfronteriza entre España y Portugal, en cuyas competencias encaja el proyecto del parque y el puente de la Amizade.

Ante esta respuesta tan positiva, la representación española en Madrid, manifestó su gran satisfacción. La presidenta Carmela Silva confió en el futuro del proyecto y recordó que nació del mundo local transfronterizo “coa grande ambición de unir a dos pueblos vecinos a través del Miño. Destacó que el territorio tiene grandes valores medioambientales, culturales, históricos, una lengua que une, y una economía muy potente “pola que temos que seguir a traballar para construír futuro”.

Por su parte, el diputado Uxío Benítez manifestó que la reunión de ayer supone un paso adelante para que el parque y el puente sean “unha realidade” y no solo un deseo. Recordó que la Diputación y el AECT seguirán trabajando y buscando maneras para garantizar paso a paso su viabilidad a pesar de la dificultad de un proyecto de tanto alcance que precisa una tramitación conjunta por parte de dos estados.

Finalmente, la alcaldesa de Tomiño Sandra González subrayó su alegría por la buena acogida por parte de Morán. La nacionalista recordó que por la parte portuguesa la ministra Ana Abrounhosa ya se comprometiera dos veces en la eurocidade Tomiño-Cerveira a sacar adelante este proyecto porque era “sen dúbida estratéxico, simbólico e singular. Indicó que “agora na parte do Estado Española xa conseguimos un interlocutor, unha persoa que lidere o procedemento, o que é moi positivo e moi satisfactorio”, dijo, aunque reconoció también que el procedimiento hasta la construcción del parque y del puente de la Amizade será complejo porque precisará de un convenio internacional.