La Mancomunidad Intermunicipal de O Baixo Miño, constituida por los Concellos de A Guarda, O Rosal, Tomiño y Tui, acordó esta semana dar luz verde a la creación de una Unidad de Atención Temprana para la comarca; una iniciativa que permitirá a las familias de cualquiera de estos cuatro municipios con menores con dificultades de aprendizaje, ser tratadas en la propia comarca, sin tener que trasladarse hasta Vigo.

Se trata de un proyecto destinado a familias con hijos de entre 0 y 6 años que necesiten el establecimiento de pautas y estrategias que promuevan su normalización, a través de intervenciones planificadas por un equipo de profesionales interdisciplinar.

Teniendo en cuenta que la familia es el agente socializante más significativo, especialmente en sus primeros años de vida, «entendemos que a estimulación temperá permite detectar e traballar de maneira coordenada e integrada coa familia, facer as derivacións oportunas e dotar dos recursos necesarios, para evitar custosos desprazamentos que son moi gravosos para as familias con menos recursos«, explican desde el Servizo de Educación e Apoio Familiar de Tomiño, que fue el redactor del proyecto para toda la Mancomunidad.

El proyecto alcanzará a la Comarca de O Baixo Miño, que cuenta con una población total de 48.175 habitantes y 2.035 menores de 6 años. Dentro de la franja de edad de los 0 a los 6 años, según los datos facilitados, aproximadamente un 10% de los menores de esta franja de edad padecen de alguna patología del tipo T.E.A., problemas de dicción, foniatría o TDHA.

La implantación de esta Unidad de Atención Temprana en la comarca supone un avance en la coordinación entre todos los servicios y recursos de atención a la infancia, teniendo en cuenta las necesidades de las familias y favoreciendo la igualdad de oportunidades y la participación social ya que, debido la ubicación geográfica, los recursos de los que se dispone generalmente quedan muy lejos del área.

El trabajo será establecido en red, de manera que la derivación de los casos a la Unidad de Atención Temprana vendrá dada por un protocolo consensuado por las técnicas del Servicio de Educación y Apoyo Familiar de los distintos Concellos que la conforman, y será la vía de acceso, permitiendo tener un conocimiento sobre los  usuarios beneficiarios y así poder detectar casos susceptibles de apoyo y/o intervención, dotando a la misma de un carácter eminentemente preventivo, sin  prejuicio de establecer una coordinación y supervisión de la unidad y de la gestión que el funcionamiento de la misma requiere.

La subvención allegada por la Xunta de Galicia y por los propios ayuntamientos permitirá contratar a tres profesionales de los campos de la psicopedagogía, psicología y logopedia.