BANDALLO // Río Tamuxe a su paso por Loureza (archivo)

La Oficina Técnica de la Sequía (OTS) propuso esta mañana decretar la situación de alerta por sequía en seis de los 19 sistemas de la cuenca hidrográfica Galicia- Costa, entre ellos están los Concellos de Oia y O Rosal.

Así lo explicó el director de Augas de Galicia, Roberto Rodríguez Martínez, tras la reunión de la OTS, celebrada hoy y en la que se propuso pasar de la situación de prealerta (decretada el 12 de enero) a la activación de la fase de Alerta, según el protocolo de actuación acordado en el Plan de Sequía para la Demarcación Galicia Costa, para las cuencas, entre otras cinco, de los Concellos de Oia y O Rosal, que vierten a la Costa Atlántica.

La situación de alerta será efectiva a partir del próximo viernes, cuando se reúna el Consejo Rector de Augas de Galicia. La razón fundamental de esta decisión se debe a los bajos niveles de los caudales de dichos ríos, que presentan valores por debajo del 50%, que los aleja de la situación de normalidad en comparación con años anteriores.

La declaración de alerta en estas zonas significa la protección de los recursos mediante la mejora en la gestión y el uso conjunto de aguas superficiales y subterráneas, ahorros y limitaciones del consumo de los grandes sistemas de abastecimiento.

El objetivo de la declaración de alerta es garantizar el abastecimiento a la población y minimizar los efectos negativos sobre el medio natural, estableciendo medidas, de ser el caso, que protejan la flora y la fauna fluvial.

Entre las medidas derivadas de la fase de alerta está la intensificación de los controles, que pasarán a ser semanales, incrementar la coordinación entre las distintas administraciones implicadas (consellerías, Fegamp y Confederaciones Hidrográficas) y establecer contactos continuos con los ayuntamientos afectados a los efectos de seguir y evaluar las medidas adoptadas, dado que son administraciones locales las que ostentan las competencias en materia de abastecimiento.