Roi Rodríguez, sexto y Rubén Millán ,cuarto, en el campeonato de Europa en Bulgaria
Roi Rodríguez en los campeonatos de Europa

Roi Rodríguez terminó en el sexto lugar en K-1 500 metros del Campeonato de Europa que se disputó en Plovdiv (Bulgaria). El palista del Kayak Tudense llegó incluso a liderar la prueba. Por su parte, Rubén Millán ocupó el cuarto puesto en K-1 5.000 metros, mientras Manuel Garrido finalizó séptimo en C-1 5.000 metros.Roi

Roi Rodríguez estuvo concentrado en la salida del K-1 500 metros. Por delante tenía un enorme desafío, el de poder estar entre los tres primeros a nivel continental. Muchas miradas estaban pendientes de él. Y no defraudo. Se colocó en el primer lugar y trató de controlar a sus rivales. Su carrera parecía perfecta. Incluso transmitió la sensación de estar más fuerte que sus adversarios.

El liderato le duró hasta mediada la regata. Fue en ese momento cuando sus rivales comenzaron a realizar sus apuestas. Roi Rodríguez pareció estancarse, no logró recuperar las buenas sensaciones. Finalizó en el sexto lugar de la clasificación, un resultado que podría haber sido mejor.

Sin embargo, el componente del Kayak Tudense se queda con su mejor marca personal en la distancia de 500 metros. En los 1.000 metros ya había demostrado su solvencia. Roi Rodríguez ya se ha marcado nuevos desafíos para las próximas semanas. En agosto tendrá que afrontar el control selectivo para poder lograr la plaza para el Campeonato del Mundo.

Rubén Millán y Óscar Carrera fueron primeros en la final B de K-2 500 metros, lo que les otorga el décimo puesto en la clasificación general final. Esta embarcación era la primera vez que competía a nivel internacional y con pocos días de entrenamiento.

Rubén Millán rozó la medalla en K-1 5.000 metros. El palista del Kayak Tudense finalizó cuarto, pero pudo mejorar ese lugar. Sin embargo, sus rivales le cerraron en una de las boyas cuando el gallego ocupaba la primera posición. Una maniobra que relegó a Rubén Millán a perder contacto con el grupo que lideraba la prueba. A lo largo de la misma ya no pudo recuperar el espacio perdido.

Manuel Garrido, en C-1 5.000 metros, terminó en el séptimo lugar. En una regata con muchas complicaciones al inicio de la misma, no logró estar entre los mejores. Aunque recuperó posiciones en la parte final, se quedó lejos de luchar por las medallas.

Por su parte, el gallego Adrián Sieiro fue sexto en C-1 200 metros. Este puesto pudo ser mejor. Se quedó a menos de un segundo del ganador y a medio segundo de la medalla de bronce. El español, que realizó una brillante regata de semifinales al imponerse con autoridad, no conquistó su desafío de estar entre los tres primeros.

Francisco Cubelos, Javier Cabañín, Marcus Cooper e Íñigo Peña transmitieron en la pista las buenas sensaciones que habían dejado a lo largo de todo el campeonato y lograron la medalla de oro en K-4 1.000 metros. Fue el único triunfo español en la competición. Francisco Cubelos e Íñigo Peña habían conquistado también la medalla de bronce en K-2 1.000 metros.

Eva Barrios, en K-1 5.000 metros, logró la medalla de plata. La española se colocó en el grupo de las mejores e hizo valer su mejor final para subirse al podio.