El Concello de Tomiño se ha adherido a la red gallega de Praias sen Fume. Por este motivo, el arenal de la playa fluvial de Goián se mantendrá a partir de ahora libre de colillas y de malos humos. La medida tiene, sobre todo, un fin educativo y de sensibilización social, razón por la que no habrá sanción por el incumplimiento. “Xa que non pretendemos recadar, senón educar e concienciar, non sancionaremos, apelando en todo caso á responsabilidade cívica de cada persoa”, explican desde el Concello.

La medida busca evitar, además de la evidente molestia para las personas no fumadoras, el hecho de encontrarse con colillas en el área, o que los niños vean natural el hecho de fumar delante de ellos, normalizando un hábito perjudicial para la salud.

Paralelamente a la toma de la decisión, el Concello invita a la ciudadanía a realizar una encuesta con el fin de conocer su opinión respeto del tema. Toda prohibición acostuma xerar enfrontamento na opinión pública; non é o que pretendemos e por iso nos interesa coñecer a opinión das persoas que utilizan a praia de Goián”, comentan.