Un avión ruso causó un tremendo susto en O Baixo Miño
RUBENS // El avión ruso sobrevoló la zona más de diez veces.

Una falsa alarma sobre un accidente aéreo ha movilizado hoy, en la mañana festiva del 15 de agosto, a los servicios de emergencia en la comarca de O Baixo Miño. 

Ocurrió poco antes del mediodía, sobre las 11:45 horas. El 112 registró varias llamadas de vecinos alertando de que un avión de pasajeros se había estrellado en el río Miño, a la altura del Puente Internacional de Goián, en el municipio de Tomiño.

Varias ambulancias, patrullas de la Guardia Civil de Tomiño y de la Guardia Nacional Republicana lusa (GNR) fueron movilizados al lugar. Afortunadamente el gran despliegue fue causado por una falsa alarma, ya que ningún avión se había estrellado.

En primer lugar se pensó en un avión de pasajeros. En realidad se trata de un hidroavión ruso de apariencia bastante diferente a los que existen en Galicia y Portugal, que al parecer se desplazó para colaborar en la lucha contra incendios en el país luso. El Gobierno de Putin envió a Portugal dos aparatos anfibios Beriev Be-200 Altair, uno de ellos fue el protagonista de este ‘caos’, un gran susto que por suerte se ha quedado en una anécdota para todos.

El Beriev Be-200 Altair es un avión anfibio utilizado para la lucha contra incendios, búsqueda y rescate, patrulla marítima, carga y transporte de pasajeros, con una capacidad de 12 toneladas (12.000 litros) de agua, o hasta 72 pasajeros.

Un avión ruso causó un tremendo susto en O Baixo Miño
RUBENS // Los servicios de emergencia en el Puente Internacional de Goián, donde se llegó a cortar al menos un carril de circulación.