El Concello de A Guarda recibe estos días a los 18 nuevos trabajadores temporales contratados con cargo al Plan Concellos 2018 de la Diputación de Pontevedra con una ayuda de 164.699 euros.

Los nuevos empleados realizarán tareas para la conservación y el funcionamientos de bienes y servicios municipales durante una media de 9 meses.

En esta línea, el Concello ya cuenta con dos ayudantes para la recogida de la basura, dos barredores, tres peones forestales, un oficial y un ayudante de albañilería, una técnica de turismo y un auxiliar en el Centro Cultural.

En los próximos días, se incorporarán a sus puestos un técnico de informática, un técnico de medio ambiente, el personal para la limpieza de las playas (4) y un conserje para el Castillo de Santa Cruz.