Este jueves se celebró una reunión de portavoces de los grupos municipales en el Salón de Plenos municipal. En dicha reunión el alcalde de A Guarda, Antonio Lomba, trasladó a los portavoces las medidas que se están adoptando en el marco de la situación de alerta sanitaria creada por el COVID-19.

Así, el alcalde informó de que el Concello suma, a las medidas adoptadas con anterioridad frente al coronavirus, la de poner a disposición de los vecinos de la localidad, mascarillas infantiles que se pueden recoger en la oficina de Turismo.

También se informó de las medidas adoptadas en relación con la apertura de espacios públicos, castillo de Santa Cruz y las playas para que puedan ser utilizados por el vecindario, y del protocolo y documento técnico que se está elaborando para ir preparando la apertura de los servicios públicos.

El alcalde también informó de la convocatoria de un pleno extraordinario para la aprobación de la eliminación de la tasa de terrazas para este año 2020, medida que ya había dado a conocer a los portavoces en anteriores reuniones. Desde el ejecutivo municipal se entiende que esta es una medida que se va a aplicar cuando los bares, cafeterías y restaurantes puedan instalar terrazas, es decir, a partir de la fase 1 de la desescalada.

Esta es una de las decisiones que forman parte del tercer paquete de medidas económicas que se están adoptando desde el gobierno municipal, una vez cuenten con los informes pertinentes. La segunda de las medidas es un expediente de reconocimiento para el pago de facturas, con el objetivo de trasladar liquidez a las empresas que prestan servicios al Concello de A Guarda. Desde el inicio del Estado de Alarma, una de las principales preocupaciones fue la de reducir al máximo posible el período de pago de facturas, y trasladarle a las empresas y autónomos el máximo de liquidez en estos momentos tan complicados.

La tercera de las medidas, la de mayor cuantía económica, es la que tiene relación con las asociaciones sociales, culturales y deportivas de la localidad. Debido a las dificultades que estamos atravesando por la situación generada por el coronavirus, situación que también está afectando a las diferentes asociaciones, por la paralización total o parcial de su actividad, el ayuntamiento quiere trasladarles tranquilidad y la colaboración, aun si cabe más estrecha, para sacar adelante los proyectos que sean viables en este año.  Así, el Concello pone a disposición de las asociaciones guardesas 140.860 €. Cada asociación dispondrá de la misma subvención que en el año 2019. Esta medida requiere aprobación plenaria, por lo que será en el Pleno del mes de mayo cuando queden definitivamente aprobadas.

El Concello de A Guarda está preparando el siguiente paquete de medidas que incluyen una serie de actuaciones en relación con un programa de dinamización turística y comercial, este nuevo paquete y medidas será anunciado en los próximos días.