A Guarda instala una silla elevadora en la piscina municipal para mejorar su accesibilidad

El Concello de A Guarda acaba de instalar una silla elevadora en la piscina municipal para mejorar su accesibilidad. 

Esta instalación, que suponen una inversión de cerca de 6.000 euros por parte del Ayuntamiento, facilitará tanto el acceso como la salida del agua la todas aquellas personas que tengan mobilidad reducida o las personas mayores con alguna limitación.

El alcalde A Guarda, Antonio Lomba y el Concejal de Servicios, Paulino Rodríguez, junto con la directora de la piscina municipal, Ana González, visitaron esta mañana las instalaciones para conocer, de buena tinta el funcionamiento de esta silla y los diferentes servicios que ofrece.

Ana González afirmó que, desde que está instalada, son varias las personas mayores que la utilizan, sobre todo, para salir del agua. Además, contó, la piscina municipal tiene un usuario que usa silla de ruedas por lo que le es muy útil.

Pienso que con esta herramienta quizás podamos llegar la más usuarios y además, muchos de los que ya tenemos no decidirán dejarla cuando comience a costarle subir o bajar por las escaleras“, comentó González.

Con la instalación de esta silla elevadora, afirmó el Concejal de Servicios, se le da respuesta a una demanda de los usuarios de la piscina municipal.

Aunque su instalación no es obligatoria, el grupo de gobierno municipal es muy sensible a las demandas de adaptación de los edificios locales a las necesidades de las personas con mobilidad reducida, por lo que valora muy positivamente esta instalación.