Esta mañana, la Casa de los Alonsos de A Guarda acogió una reunión en la que participaron el alcalde de Baiona, Carlos Gómez; la alcaldesa de Oia, Cristina Correa; la regidora de O Rosal, Ánxela Fernández y el regidor de A Guarda, Antonio Lomba.

El motivo de esta reunión fue el de poner en común la situación del Camino Portugués por la Costa en su entrada en Galicia desde territorio Portugués, toda vez que en ciertas publicaciones no se está fijando el itinerario correcto, lo que motiva que buena parte de los peregrinos no circulen por la ruta reconocida y promovida oficialmente. También abordaron las dificultades que se encuentran los peregrinos para cruzar el río Miño y las posibles soluciones.

Por este motivo, los alcaldes y alcaldesas acordaron la petición de una reunión con la directiva del Xacobeo para transmitirle la problemática surgida en relación con el Camino Portugués por la Costa, así como la toma de medidas para evitar que no se vuelvan a emplear itinerarios no oficiales en publicaciones. Asimismo, solicitaron una reunión de la Mesa del Camino de la provincia de Pontevedra para apoyar sus demandas.

Los regidores entienden que lo más urgente es buscar soluciones a corto plazo para resolver el problema del transporte de pasajeros entre Caminha y A Guarda, para dar continuidad al Camino Portugués por la Costa en su paso por el Esteiro do Miño.