Los alumnos del último curso del Conservatorio Elemental de Gondomar, despedirán el año académico con un concierto que se desarrollará este miércoles en la Praza Paradela a partir de las 19.00 horas. En caso de que el tiempo no lo permita, se trasladará su actuación al Auditorio Municipal Lois Tobío, donde sólo podrán acceder cómo público las familias del alumnado, atendiendo la normativa establecida de aforo en los espacios interiores.

Se despiden del Conservatorio y lo harán con su actuación, la del coro y la de las agrupaciones de vientos y cuerdas, con un repertorio variado en el que se incluyen piezas de Schumann, Satie, Baermann, Mendelsson o J. Williams, entre otros.

Los responsables del centro reconocen que fue un año duro en el que tuvieron que acostumbrarse a la “nueva normalidad” impuesta por la pandemia de la covid19, adaptando las aulas y las clases a las normas y aforo que se iban marcando por las autoridades “sen que iso supuxera para nós e o alumnado ningun traballo para seguir adiante coas mesmas ganas e forzas de sempre, facendo o que máis nos gusta”.

El Conservatorio Elemental de Música de Gondomar contó este año con cerca de un centenar de alumnos matriculados en alguna de las seis especialidades instrumentales que en él imparte un equipo integrado por cinco profesores.

Con cerca de 40 años de vida, marcó sus inicios impartiendo clases de piano como filial del conservatorio de Vigo, ampliando posteriormente su oferta como centro propio y formando muchos músicos de la comarca del Val Miñor y del sur de Pontevedra a lo largo de su historia.