Cierran el vestuario femenino de la Piscina de A Ramallosa por goteras
CEDIDA

Después de que el pasado 31 de octubre tuviera que cerrarse el vestuario masculino de la Piscina Mancomunada do Val Miñor debido al desprendimiento de parte del techo de la zona de acceso a las duchas, hoy ha sido el vestuario de mujeres el que ha quedado inutilizado por las goteras y las bajas temperaturas, “ya que la lluvia se ha colado por una de sus ventanas, que tiene el cierre estropeado”, manifestaron desde la Plataforma de Usuarios.

El personal de mantenimiento de la instalación se encuentra de vacaciones y no ha podido repararlo durante el día, por lo que la solución ha sido desviar a las usuarias al baño de niños.

Además de las reformas supuestamente realizadas en las instalaciones durante el mes de agosto, este mismo vestuario estuvo cerrado por reformas entre los días 25 y 28 para realizar mejoras adicionales, “por lo que resulta inexplicable esta situación con la llegada de las primeras lluvias intensas”, indican.

El agua ha entrado también en la sala de fitness, situada en la planta superior, en la que el personal incluso ha tenido que colocar un cubo en una zona de paso para recoger las goteras.