©Coeco.creative

Diez de noviembre de 2013. Una fecha histórica para el Guardés al suponer su debut en la competición europea. El rival fue el Zvezda Zvenigorod ruso, que superó la eliminatoria sin apuros (36-15 y 20-28). Y lo que era histórico, clasificarse para Europa, pasó a convertirse con el transcurrir del tiempo en una bonita rutina. El equipo A Guarda vive su octava temporada continental y aspira a clasificarse para los cuartos de final, hito que ya consiguió el curso pasado antes de que la Challenge Cup se transformase en EHF European Cup.

Para iniciarse, fueron tres participaciones consecutivas en la Winners’ Cup, las dos primeras cayendo en ronda tres y la siguiente pasando la ronda dos tras ganar al Bnei Hertzeliya (23-39 y 33-26) antes de que nuevo se cruzase en el camino de las guardesas el Zvezda.

Al año siguiente, coincidiendo con la temporada 16-17, la Winners’ Cup se transformó en Challenge Cup y el conjunto de A Guarda logró alcanzar los cuartos de final, su mejor resultado en esta competición y que ha conseguido ya en dos ocasiones.

En la ronda 3 superaron a las ucranianas del UKRHC Dnepryanka Kherson; después ganaron al conjunto vecino del Colegio de Gaia -con las portuguesas Patrícia Lima y Sandra Santiago, actualmente en el Guardés- y en cuartos compitieron sin éxito con las suecas del H 65 Höörs.

La competición nacional dejó la alegría del primer título de Liga para el Guardés y una clasificación histórica para el torneo de clasificación de la EHF Champions League. Las de Prades cayeron de manera clara (31-21) contra el Thüringer HC de Macarena Aguilar, pero dejaron muy buenas sensaciones contra el Hypo Niederösterreich (27-29). Estos resultados en la competición más importante del continente llevaron al equipo gallego a obtener plaza en la ronda 2 de la EHF Cup, donde plantaron cara al Astrakhanochka (28-25, 30-33) y cayeron con honor.

Siempre con afán de superación, el Guardés repitió al año siguiente en la EHF Cup alcanzando esta vez la ronda 3. Primero se deshicieron sin dificultad del Youth Union of Athienou de Chipre (42-9, 12-41); después tuvieron su particular revancha con el Hypo (22-20, 28-22) y en la tercera ronda firmaron una magnífica actuación que no fue suficiente para vencer al Kuban (26-27, 31-33).

De nuevo hasta los cuartos de final de la Challenge Cup llegaron el año pasado. En la tercera ronda, clasificación contra el DHB Rotweiss Thun SPL 1 (17-25, 22-17), eliminatoria íntegra en A Sangriña superada ante el ACME Zalgiris Kaunas (30-23, 34-34) y derrota en cuartos con las españolas del Aula Alimentos de Valladolid tras perder 26-20 en Huerta del Rey y no ser capaces de remontar la eliminatoria (23-23) en A Sangriña.

Elche, un rival con experiencia europea

Diez meses. Ese es el periodo de tiempo que va a transcurrir entre el último partido europeo del Guardés en la temporada 19/20 (8 de marzo contra el Aula en A Sangriña) y el primero del curso 20/21. El conjunto gallego se despidió de la Challenge Cup en los cuartos de final contra las vallisoletanas y dirá hola a la EHF European Cup en el Last 16 contra el Club Balonmano Elche. Mucho sabor español en la competición continental que tendría que haberse iniciado en noviembre para el Guardés.

Las restricciones en Suiza derivadas de la situación sanitaria actual borraron las opciones de participación del LK Zug, rival en la tercera ronda. La European Handball Federation tomó la decisión de otorgar el pase directo de ronda al Guardés y ahora las de Prades afrontan un nuevo reto ilusionante contra un equipo al que no se han medido de momento en la competición doméstica al caer en grupos diferentes.

Por su parte, el conjunto que dirige Joaquín Rocamora ya se ha estrenado esta temporada en Europa midiéndose en la tercera ronda al KH-7 Bm. Granollers. Las ilicitanas superaron esta eliminatoria con un global 60-42 (26-22, 20-34) y se plantaron con holgura en los octavos de final que ahora afrontan contra el Guardés.

El Elche cuenta en su haber con dos participaciones europeas previas. La primera fue en la temporada 2009-2010 en la EHF Cup. Ganaron en la ronda 2 al HC Kale Kicevo y cayeron una fase después contra el Rostov-Don.

La siguiente participación del Elche en Europa también en la EHF Cup fue bajo la dirección de José Ignacio Prades y con África Sempere y Miriam Sempere en sus filas. Superaron primero en ronda 3 al HB Dudelange (40-22, 26-34) pero cayeron en el Last16 contra el potente Astrakhanochka.

CRÓNICA: NURIA LAGO