Marcos y Rubén con el distintivo Q de Calidad Turística

Hoy, 6 de julio, es un día muy especial para el Queimada Gastrobar por dos motivos. El primero, es que cumple 45 años desde su apertura en 1976 y, el segundo, es que en este mismo día obtiene la Q de Calidad Turística. Una distinción a nivel nacional que se le otorga a aquellos establecimientos que cumplen unos requisitos exigidos por el Sistema de Calidad Turístico Español (SCTE) en cuanto a prestación de servicio.

En 1976 el Queimada Gastrobar abría sus puertas de la mano de María Pilar Alonso y Abel Rodríguez y, aunque sus comienzos no fueron fáciles, poco a poco consiguieron ser un referente en Baiona a nivel turístico.

Hace 6 años, los hermanos Rodríguez Alonso, decidieron renovar la estética del local y de su carta con platos innovadores, creativos y de calidad. Tal y como comenta uno de sus propietarios, Rubén, “quisimos darle una vuelta y actualizarlo a los tiempos que corren. Nos profesionalizamos en el sector contando con baristas, someliers, cocineros de primer nivel en plantilla, para ofrecer la mejor calidad y el mejor servicios a nuestros clientes”.

Hoy, en el cuadragésimo quinto aniversario Rubén y Marcos se sienten profundamente agradecidos, “queremos dar las gracias a todos los clientes por su confianza durante todos estos años. Sin ellos todo nuestro esfuerzo no sería posible. Muchas gracias a todos por compartir con nosotros todos estos años”. “Son muchos años y muchas vivencias las que han pasado en este local. Por aquí han pasado generaciones de familias. ¡Tenemos clientes que son la cuarta generación!”, afirman orgullosos los dos hermanos el frente del negocio familiar con mucha reputación en Baiona. 

Marcos y Rubén también están muy agradecidos a todo el equipo del Queimada Gastrobar. “Sin el esfuerzo de todo el equipo del Queimada y de todas las personas que confían en nosotros no sería posible», explican. Son conscientes que el equipo humano es un pilar fundamental para poder dar un servicio de calidad a todos los clientes.

Por último, destacan que pueden elaborar una excelente carta porque cuentan con empresas locales que les suministran productos de calidad y, por ello, “estamos muy agradecidos a estas empresas que nos proporcionan productos de calidad y cercanía para poder elaborar nuestros platos”.