El delegado territorial de la Xunta en Pontevedra, José Manuel Cores Tourís, comprobó esta mañana, en compaña de la alcaldesa de Oia, Cristina Correa, y del jefe territorial de Medio Rural, Antonio Crespo, las obras ejecutadas por este municipio a través del Plan de Infraestructuras Rurales 2019 en la carretera que va de Santa Comba a Loureza.

El delegado territorial destacó los casi 46.000 euros destinados para la pavimentación de este camino, ejecutado a través del Plan Marco de Caminos Municipales 2019-20.

En el caso de la mejora de esta vía, las obras consistieron en una nueva pavimentación con doble y triple riega asfáltica, excavación y limpieza de cunetas, desbroce de vegetación herbácea y aplicación de una base de zahorra artificial.

Cores Tourís destacó el interés de este ayuntamiento por continuar a desarrollar obras de mejora de estas vías rurales, recordando que, en esta legislatura, el ayuntamiento recibió más de 187.000 euros para la ejecución de diversas mejoras en infraestructuras rurales.