El Concello de Nigrán y la ‘ED Val Miñor-Nigrán’ han transformado el campo municipal de Condomínguez (Priegue) a través de dos grandes murales de la reconocida artista de Baiona Lula Goce, quien estuvo trabajando en ellos intensivamente las dos últimas semanas.

La intervención se centró en el exterior de los vestuarios, donde se retrataron a las grandes figuras formadas en la ED Val Miñor, los hermanos Thiago y Rafinha Alcántara, Rodrigo Moreno y Santi Comesaña, y también en la pared de la grada, donde figuran sendas escenas de celebración de niños de la escuela de fútbol y, en el centro, el retrato del futbolista internacional Jorge Otero y Santi Comesaña, actualmente en el Rayo Vallecano, ambos nativos de Nigrán.

Esta instalación municipal es la empleada por la ED Val Miñor-Nigrán, quien cuenta con cerca de 600 niños en 35 equipos federados, entre ellos un juvenil en división de honor, lo que supone recibir a los mejores equipos de todo el noroeste peninsular en Priegue. Se trata del segundo gran mural de Lula en el municipio, ya que en el 2018 el Concello de Nigrán le encargó la fachada del CEIP Carlos Casares a petición de la propia comunidad educativa.

Foi o clube quen nos trasladou a iniciativa de que pintara Lula aos xogadores estrela da Escola nos vestiarios, pareceunos unha idea fantástica e nos sumamos como Concello pintando tamén a grada con Jorge Otero presidíndoa”, explica el alcalde, Juan González. El regidor subraya que fue uno de los colaboradores de la ‘ED Val Miñor-Nigrán’ quien, de manera anónima, tuvo la iniciativa de contratar a Lula y sufragar los costes de su intervención en los vestuarios, invirtiendo el Concello 3.000 € en la grada.

Rafinha Alcántara, internacional con Brasil, juega actualmente en el R. C.Celta; Thiago Alcántara, internacional con España, juega actualmente en el  Bayern de Munich; Rodrigo Moreno juega actualmente en el Valencia  C. F; Santi Comesaña en el  Rayo  Vallecano y Jorge Otero (1969, Priegue) fue el primer jugador del R. C.Celta internacional con España (además jugó en el R. C.Betis o Atlético de Madrid).

O resultado é espectacular e estamos moi orgullosos da intervención, xa que confire personalidade ao campo ao tempo que homenaxeamos aos grandes deportistas de Nigrán, ou formados aquí, e tamén fai fincapé no futuro prometedor que temos, representado nos nenos desta escola”, explica González. Así, la propia madre de los hermanos Alcántara, el padre de Santi Comesaña y Jorge Otero acudieron ayer a Condomínguez junto el alcalde, el edil de deportes y miembros del club a ver el resultado final, quedando todos ellos muy satisfechos (los jugadores en activo no pueden asistir por culpa de las diferentes medidas preventivas de los clubes ante el Covid-19).

O máis complicado para min foi pintar a parede exterior dos vestiarios porque ofrece unha visión curta e ten ocos como as xanelas que o dificultan moito. Ademais, foi todo un reto porque eu era a única persoa que non coñecía aos xogadores e tiven que empaparme de imaxes deles para poder facer un retrato certeiro”, explica Lula Goce, quien aclara que la técnica empleada en ambos murales fue pintura acrílica y plástica aplicada con rodillo y pincel y, a posteriori, algún toque de spray “para matizar e suavizar”. En el caso de los niños retratados en sendas escenas de celebración en la grada subraya que la intención fue toda la contraria, “neste caso non queríamos identificar a ningún en concreto porque representan a todos os nenos da escola, así que optei por darlle un trazo tipo cómic e, ao ser un espazo máis amplo e con gran perspectiva, funciona”, explica Lula, quien realiza en Condomínguez su primera intervención en un espacio deportivo.

Somos un club adicado á formación e, precisamente, queremos reflexar con estes murais que ese é precisamente o noso espíritu, traballar con nenos e que sexan felices xogando. Por iso eliximos dúas imaxes dos nosos nenos e as outras son grandes figuras das que estamos moi orgullosos porque, precisamente, pasaron a súa infancia na nosa escola”, explica Alejandro Villar, director deportivo en la ED Val Miñor y entrenador del equipo juvenil.

Despois de ter que suspenderse a tempada drásticamente por mor do Covid-19, gústanos moito a idea de que os nenos poidan regresar a Condomínguez con esta sorpresa feita con todo o cariño polo seu clube e polo Concello”, concluye González.