Policía Local de Tui
BANDALLO // Coche patrulla de la Policía Local de Tui

Seis de los ocho agentes de la Policía Local de Tui han presentado un escrito por registro en el Concello, informando de su total precariedad en lo que a número de trabajadores, instalaciones y condiciones salariales se refiere.

Según los firmantes, en la actualidad prestan un servicio de 24 horas realizado por un total de 8 agentes, lo cual es claramente insuficiente, cubriéndose con un solo agente la mayoría de los turnos, incluso los servicios nocturnos y los días con conflictividad, como los domingos por la mañana. Sirva como ejemplo, dicen, “que en la próxima cabalgata de Reyes sólo habrá un agente para cubrir el festejo, lo cual es claramente insuficiente creando un peligro para los ciudadanos”.

Los agentes manifiestan que por la falta de personal realizan las horas extras en sus días libres con lo que conlleva una disminución de la vida personal de todos ellos. “Esta precaria y lamentable situación laboral”, declaran, “nos obliga a realizar estas horas extras que nunca sabemos cuando las vamos a cobrar, llegando a tener que esperar muchas veces un año”.

Los agentes quieren expresar el desamparo y abandono que perciben por parte del Concello de Tui, por tener que trabajar solos o en condiciones tercermundista. También destacan que salarialmente perciben un 40 % menos que sus compañeros de otras localidades próximas, sirva como ejemplo, los 700 euros con prorratas incluidas que cobra un auxiliar.

Los ocho policías recuerdan en el escrito que “en su día nos reunimos con el equipo de Gobierno. El alcalde en esa reunión reconoció la situación y nos prometió una solución, indicando que no había problema en la realización de refuerzos mensuales, así como nos prometió la modificación de los niveles y de la RTO” explican, por lo que se siente cansados y no van a realizar más horas extras.

Por todo ello, “y al no existir un interés político por parte del Gobierno municipal por mejorar nuestras condiciones laborales”, solicitan, una vez más, irse a cualquier otro cuerpo de policía en donde las condiciones son infinitamente mejores.