La directora general de Ordenación del Territorio y Urbanismo, Encarna Rivas, y el alcalde de Gondomar, Paco Ferreira, se reunieron esta mañana para tratar de desbloquear el nuevo Plan General de Ordenación Municipal (PXOM) en el que trabaja el Concello desde 2009. 

En la reunión participaron también el director del equipo redactor, Alfonso Botana, y la concejal de Urbanismo, Iria Lamas. En ella se analizó técnicamente el documento y se trataron de consensuar los criterios a seguir en cuanto a las observaciones emitidas por la Dirección General de Ordenación del Territorio y Urbanismo a finales del año pasado.

Encarna Rivas se mostró dispuesta a mantener nuevas reuniones para avanzar en la tramitación y ofreció el asesoramiento de la Xunta al Concello. Este último, por su parte, se comprometió a introducir en el PXOM los ajustes necesarios para someterlo a su aprobación en pleno, prevista para otoño.

Actualmente el Concello de Gondomar no cuenta con planeamiento propio, sino que se rige por el Plan básico autonómico, creado por la Xunta en 2018. Esto se debe a que el antiguo PXOM, de 1997, fue anulado por el Tribunal Supremo en el año 2005. Por este motivo, el Concello comenzó a elaborar un nuevo Plan hace ya más de una década.

Para la tramitación de este documento, los técnicos de Urbanismo de la Xunta y el personal municipal mantuvieron una serie de reuniones para analizar diferentes versiones del PXOM, sin que se llegara a aprobar de forma inicial ninguna de ellas. Tras la entrada en vigor de la Ley 2/2016, el Concello tuvo que replantear el documento, dando pie a nuevas reuniones. El último avance en su tramitación se produjo en diciembre del año pasado, cuando la Dirección General emitió el estudio ambiental estratégico antes mencionado.