El gobierno de Nigrán aprobó en el pleno ordinario de este lunes consignar 3,4 millones de euros del Remanente de Tesorería 2020 a cubrir diferentes objetivos, destinando 2.250.000 € a diversas obras, como el futuro parque forestal Os Matos-Río Táboas (415.000 €) la cocina escolar municipal del CEIP Humberto  Juanes (378.600 €), la humanización de la calle Gaivota de Panxón (232.653 €), la rehabilitación del molino de Porto do Molle (259.150 €), el mobiliario de la nueva Biblioteca (224.000 €), el abastecimiento en la Tarela y O Carballal (205.000 €) o el saneamiento de la calle Raña (115.000 €). «Incorporaremos as rúas Otero Pedrayo, Manuel Lemos e Camiño Vello en canto teñamos todos os informes sectoriais favorables, estas son obras con todas as autorizacións sectoriais«, avanzó el alcalde, Juan González.

«Por fin as administracións locais podemos empregar os Remanentes; ter en Nigrán un balance tan positivo nos permite ampliar ás axudas aos veciños e incluso compensar a carencia de apoio doutras administracións«, explicó el regidor, quien criticó duramente que el PP no apoyara con su voto a favor ninguna de las inversiones, algunas de ellas de suma relevancia, como el parque forestal de Camos-Chandebrito, la renovación del Torreiro de Parada o la cocina escolar del Humberto Juanes. «Viven noutra realidade que non é a de Nigrán, nin sequera apoian investir estes cartos a sabendas de que é positivo para o municipio e de que eles mesmos reclaman ante os veciños a necesidade de que emprendamos estas obras«, recriminó.

Asimismo, el gobierno local consignó también 493.500 € del Remanente para gastos diversos dirigidos a paliar los efectos del Covid-19 en el municipio. De estos, 100.000 € están dirigidos a pruebas diagnósticas del personal, epis, etc; 100.000 € para gastos de personal tras obligar la Xunta a que la Policía Local asuma tareas de inspección diarias; 73.500 € a la desinfección de los centros escolares ante la negativa también de la Xunta a asumir esa responsabilidad; 120.000 € al primer plan de rescate municipal a la hostelería y otros 100.000 € para un segundo plan cuyas bases serán muy similares, pero con la salvedad de que la ayuda a los taxistas ascenderá de los 70 € a los 400 €.

«Estamos a rematar as bases para este segundo plan no que outorgaremos novamente 1.000 € a cada hostalerio, 750 € aos traballadores do sector sen dereito a prestación e 400 € aos taxistas«, explica González, quien recalca que, a mayores, la Diputación acercará 60.000 € que el Concello distribuirá en una tercera línea de ayudas entre otros sectores también duramente afectados por la crisis del Covid-19. En total, el Concello sumará 280.000 € sólo en ayudas directas municipales a empresas y trabajadores de los sectores más perjudicados.

Finalmente, el gobierno local aprobó también el pago de 130.000 € en facturas con cargo al Remanente. «Son traballos correctamente realizados e a maioría deles no 2020, polo que é preciso traelo a pleno para que as empresas poidan cobrar canto antes, máxime na situación actual«, explicó.