El Concello de Nigrán promueve el comercio de proximidad entre el vecindario como alternativa segura de compra y, paralelamente, garantizar entre todos su supervivencia futura. Así, lanzan una campaña en la que revindican las tiendas de barrio “ahora más que nunca porque cuando todo esto pase, ellos podrán seguir manteniendo con vida nuestras calles”.

Consecuentemente, el Concello elaboró una cartelería específica que distribuirá en redes y en los propios locales y en la que se recopila parroquia a parroquia las cerca de 40 opciones de cercanías que tienen los vecinos para realizar sus compras de alimentos: pequeñas tiendas, frutería, panaderías, carnicerías, pescaderías… Muchas de ellas incluso ofrecen la posibilidad de entrega a domicilio.

“Cada uno de nosotros tiene la posibilidad de ayudar al pequeño comercio, queremos las calles llenas de vida cuando todo esto pase y para eso tenemos que apostar por ellos ahora. Son una opción segura, próxima a nuestro domicilio, están abastecidos y no se forman aglomeraciones y, sobre todo, son nuestros vecinos y nos recibirán con una sonrisa”, señala el alcalde, Juan González, quien garantiza que todo el suministro de alimentos que está realizando el Concello procede de estas tiendas.