El Concello de Nigrán realizó este fin de semana el reparto de roscas en las cinco residencias de ancianos del municipio y en el centro de salud de A Xunqueira (centro de referencia del Covid-19 en la comarca) como felicitación de la Pascua y señal de cariño del pueblo de Nigrán a trabajadores y residentes en estos momentos tan complicados para ellos.

En esta entrega en la que colaboran altruistamente las panaderías locales La Flor de Nigrán, Valverde y La Pintora no se pudo incluir a la residencia de Tiempo Libre de Patos (donde hay ancianos sanos de Barreiro y Aldán) ante el rechazo expreso de la Xunta de Galicia a esta posibilidad la semana pasada.

“Somos conscientes de que estes intres son especialmente duros para os sanitarios que traballan arreo arriscando as súas vidas; tamén para os maiores, a poboación máis vulnerable ante o Covid-19, e de que os traballadores e as direccións das residencias deste municipio están esforzándose ao máximo por protexerlos deste virus”, señala el alcalde, Juan González, quien incide en que “dende o Concello quere transmitirse o agradecemento en nome de toda a veciñanza e o cariño e a confianza de que pronto todo regresará á normalidade”.

Comercio Local

El Concello de Nigrán emprendió durante esta semana una campaña para promover el comercio de cercanías entre el vecindario apostando en esta Semana Santa por la compra de Pascua en las panaderías del municipio, todas ellas con larga tradición en la elaboración de roscones y listas para recibir encargos e incluso hacer los envíos a domicilio.