Una mujer sufre un infarto en A Ramallosa cuando no había ninguna ambulancia disponible en O Val Miñor
BANDALLO // Los agentes de la Guardia Civil del Puesto Principal Baiona-Nigrán y de la Policía Local en el lugar de los hechos.

Una mujer de 77 años y vecina de A Ramallosa, en Nigrán, ha fallecido esta mañana al sufrir una indisposición en la Rúa Romana G, en las proximidades de la calle Manuel Lemos. 

Los hechos se han producido sobre las 9:15 horas. Hasta el lugar se ha tenido que desplazar la ambulancia medicalizada de Mos, debido a que la ambulancia con base en Nigrán estaba ocupada con otro servicio y la de Baiona no entraba en funcionamiento hasta las 10:00 horas.

Desde el 061 han informado que se movilizó al médico de atención primaria del PAC de Nigrán mientras no llegaba la Uvi Móvil, que tardó 17 minutos en llegar desde Mos. A pesar de que se le practicaron las maniobras de reanimación a la víctima durante 20 minutos, nada se pudo hacer por salvarle la vida.

Y es que desde el 10 de septiembre de 2011 no existe el turno de noche en la ambulancia asistencial del 061 de Baiona, debido a los recortes en la sanidad pública gallega. Este servicio atiende una media de seis urgencias diarias, pero de domingo a jueves en horario de 22:00h a 10:00 horas no está en funcionamiento, tan sólo está las 24 horas los viernes y los sábados.

Así, cuando no funciona la ambulancia de Baiona, queda únicamente la de Nigrán para cubrir toda la comarca de O Val Miñor llegando incluso a gran parte de la localidad de Oia.

Jesús Vázquez Almuíña aseguró en el parlamento gallego que “garantizaba la asistencia sanitaria y siempre una ambulancia libre en O Val Miñor”, en respuesta a una pregunta sobre los recortes realizada por la diputada del BNG, Montse Prado. El actual Conselleiro de Sanidade comentó hace dos meses que “se amplió el servicio en Baiona”. A partir del 1 de julio y hasta el 31 de agosto habrá ambulancia las 24 horas, aunque probablemente insuficiente debido a la multitud de turistas que se acercan en verano a la comarca.

Cuando las ambulancias de Nigrán y Mos están ocupadas con un servicio y la de Baiona no está operativa, tendría que acudir una de Vigo cuyo servicio de ambulancias también se ve afectado por los recortes.

Para toda la ciudad olívica, incluyendo Redondela, se cuentan tan sólo tres ambulancias disponibles las 24 horas. Aunque existen otras tres puntualmente, ya que van entrando en el servicio escalonadamente en distintas franjas horarias.

Las ambulancias de Vigo y la medicalizada de Mos tampoco dan abasto y ambas se ven obligadas en numerosas ocasiones a cubrir la comarca miñorana, donde casi a diario hay servicios en espera. La de Vigo acude a la comarca de O Val Miñor más de tres veces por semana.