ALFREDO

La plaza de abastos de Baiona, acogió este mediodía la entrega de donaciones de la cooperativa «Aloumiños de papel» del CPI Cova Terreña, a la ONG baionesa “Ayuda al mundo necesitado” y a la protectora “Baisenpulgas”.

En el evento, que quedó aplazado del curso pasado, estuvieron presentes los tres profesores implicados en la iniciativa, Santi, Manuel y Merce, y cuatro alumnos de la cooperativa, además de la directora de la ONG, Juani Alonso y de la protectora Marité.

La cooperativa “Aloumiños de papel” está constituida por 19 alumnos de 6º B de primaria del CPI Cova Terreña de Baiona, dentro del proyecto DepoEmprende na escola de la Diputación de Pontevedra. Los escolares vendieron en el Marcado Medieval de la Arribada los productos artesanales que hicieron en el colegio, como libretas, llaveros, pulseras, colgantes, etc. con materiales ecológicos y sostenibles.

La cooperativa recaudó 928 euros de los cuales el 60% se donó a partes iguales entre las dos benefactoras, es decir, 464 € para cada ONG, que se gastaron en alimentos en dos supermercados de Baiona, y el resto se lo repartieron los alumnos.

Carolina Vázquez Acuña, presidenta de la cooperativa «Aloumiños de Papel», quiso agradecer al concello su voluntad de permitir la instalación de un puesto en la Arribada, “ya que ahí obtuvimos gran parte de los beneficios. También queremos agradecer a nuestros profesores, porque sin ellos esto no sería posible”. La vicepresidenta, Nadia Rodríguez, señaló que están muy orgullosos de la cantidad recaudada “porque cuando acabó el mercado medieval seguimos teletrabajando en el confinamiento por un bloque que creamos y vendimos algún producto más”.

“Queremos agradecer a Remedios Ruibal por enseñarnos a coser y a Carlos de la Joyería Atlántico por enseñarnos a hacer joyas”, señaló Carolina Marcote, secretaria de la cooperativa. El alumno Pedro Fernández Miguez, en nombre de todos los socios, hizo entrega de unos regalos a las dos ONG.

Marité, presidenta de Baisenpulgas, agradeció el trabajo realizado por los niños. “Es un orgullo que estos pequeños se formen con este grupo de profesores y padres en el ámbito del cooperativismo. También queremos agradecer la colaboración con aquellas asociaciones que no reciben ninguna subvención”. Por su parte, Juani, de «Ayuda al mundo necesitado”, mostró su agradecimiento a los niños y a sus profesores “por el enorme trabajo que han realizado para poder recaudar estos fondos”.