BANDALLO // El Seat León terminó derribando la farola

Una joven de Mañufe sufrió heridas leves tras perder el control de su vehículo en la rotonda de Ureca, Nigran, y chocar contra una farola.

Los hechos ocurrieron a las 10:50 horas de esta mañana. La conductora se dirigía a su puesto de trabajo en un conocido restaurante de Baredo cuando al llegar a la rotonda, procedente del polígono industrial de Porto do Molle, tomó la glorieta con una marcha muy larga lo que provocó que perdiera el control del coche y terminó empotrándose contra la luminaria.

Afortunadamente la joven solo resultó herida de poca consideración y no fue necesario el traslado a un centro médico. La circulación no se vio afectada a pesar de que el vehículo invadió uno de los carriles de la rotonda.

Operarios del Concello retiraron momentos después la farola dañada. Al lugar acudió la Guardia Civil de Tráfico y la Policía Local de Nigrán.