El Concello de Nigrán ampliará el novedoso proyecto educativo de creación de un ‘Bosque-Escola’ en el CEIP Carlos Casares de Vilariño también al CEIP A Cruz de Camos ante la petición de la comunidad escolar, y el beneplácito de la Comunidad de Montes de Priegue, quien cedió para este uso la parcela forestal al lado sudoeste y negociaría la permuta con los propietarios particulares si fuera necesario.

De este modo, finalmente el Concello consignará 15.000 € del Remanente de Tesorería para que el arquitecto Fermín González, ideólogo del proyecto pedagógico Sistema Lupo, de referencia en Galicia, redacte ambos proyectos paisajísticos que defienden la naturaleza y el juego como el mejor método de aprendizaje.

Nigrán pasará a ser una localidad de referencia en España al mezclar en dos de sus colegios públicos la enseñanza convencional y los métodos educativos alternativos que plantean las ‘bosque-escolas’.

Tras ter coñecemento da nosa iniciativa no CEIP Carlos Casares a dirección do CEIP da Cruz púxose en contacto con nos e desde o Concello tamén consideramos que é unha oportunidade marabillosa para un colexio que, precisamente, está rodeado de monte pero non o pode desfrutar ao 100%. O propio Covid recordounos o importante que é gozar das actividades ao aire libre«, explica el alcalde, Juan González, quien agradece especialmente la buena voluntad de la Comunidad de Montes de Priegue. «O colexio está rodeado de monte en todo o seu conxunto, pero a parte que nos gustaría integrar son algo máis de 2.000 metros cadrados da zona suroeste porque linda directamente co patio, sen ningún vial por medio«, indican el regidor quien incide en que, «en todo caso, habería outras alternativas«.

El CEIP A Cruz de Camos cuenta desde 2017, gracias a la Comunidad de Montes, con un vivero de especies autóctonas a escasos metros del colegio y, precisamente, hace escasas semanas realizaron la plantación también en terrenos de esta entidad. «Esto sería dar un paso máis de xigante nesta liña pedagóxica que defendemos neste colexio, o profesorado está moi motivados e implicado neste sentido, de feito participamos desde hai anos nun programa contínuo de formación relativo aos patios inclusivos«, explica la directora, Iria.

En el caso de este colegio, inmerso de hecho en medio del monte, el arquitecto Fermín González considera que, inicialmente, hay que delimitar el cierre para integrar todas las pequeñas franjas de monte que quedan fuera del mismo y, a mayores, añadir la parcela en cuestión. «Hai que eliminar muros e estender o patio cara a natureza dun xeito accesible«, subraya al tiempo que apuesta por diseñar mobiliario propio para que se lleve a cabo la carpintería del CEE Juan María de Parada. « Pola súa propia esencia, este colexio ten que prescindir dos plásticos no seu mobiliario exterior e apostar pola madeira para os xogos no patio «, por lo que diseñará juegos específicos. Para que la nueva parcela se integre como bosque, el arquitecto defiende mantener las especies autóctonas, suavizar los desniveles y crear rampas y senderos que den acceso al bosque-escola, «nada de muros, escaleiras ou barreiras arquitectónicas«.